Sucre, 30 de julio de 2020 - SEDEM.- Tras haber paralizado la producción por cuatro meses aproximadamente a causa de la cuarentena, la planta de Envases de Vidrio de Bolivia, ubicada en el Municipio de Padilla (Chuquisaca) ha reiniciado la producción de envases para cumplir con sus compromisos con empresas nacionales. En el mes de marzo se paralizaron las actividades a causa de la pandemia del COVID19 y en cumplimiento de los Decretos Supremos Decreto Supremo N°04196 y Decreto Supremo N°04199 que establecieron la cuarentena en todo el territorio nacional.
El miércoles 22 ha reiniciado la producción de envases viñeros en color transición. La meta inmediata es producir 1.200.00 (un millón doscientos mil) botellas para la Empresa Bodegas Milcast Corp. SRL, que es una bodega del sur del país. Además de cumplir con los compromisos con sus clientes.
Desde el inicio de la cuarentena Envibol ha desarrollado protocolos de bioseguridad para continuar operaciones, en resguardo de la salud de los empleados y de la comunidad, ya que un alto porcentaje de los trabajadores pertenecen al municipio. Durante el periodo en la planta se han realizado actividades de mantención del horno, actividades de apoyo y relevamiento de datos históricos para cuantificar inventarios en planta. Para el reinició de la producción se han implementado medidas de bioseguridad adicionales.

Antecedentes

Envibol es una de las unidades productivas que se administra a través del Servicio de Desarrollo de las Empresas Públicas Productivas (SEDEM). La planta es una de las más modernas de Latinoamérica, está situada en el Municipio de Zudáñez, distante a 105 kilómetros de la ciudad de Sucre por la carretera asfaltada ruta 6. La planta industria ocupa un predio de 16 hectáreas, fue montada con una inversión que ronda los 396.478.923 millones de bolivianos.
La empresa busca impulsar del uso de vidrio, material reciclable de forma infinita, amable con el medioambiente a diferencia de los envases de plástico que tanto daño le han hecho a nuestro mundo.